20 Versículos Bíblicos de Amistad

Última Actualización: 06/07/2021

Dios nos enseña a actuar con amor, generosidad, compasión y bondad con nuestros semejantes. Queremos que leas estos versículos de la biblia para reflexionar con tu corazón sobre este bello sentimiento.

Los amigos son esas personas honestas y solidarias que nuestro Señor nos envía para fortalecer nuestro vínculo con él a través de bien común. Pide en oración fortalecer tu relación con el prójimo.

Versículos de amistad

Busca en la biblia los siguientes pasajes para que le pidas al Espíritu Santo que disponga en tu camino personas fieles y bondadosas que también aman a Cristo en los tiempos de abundancia y escasez.

Juan 15:13

Si amamos a Dios, es porque también amamos a nuestros semejantes, porque ese es uno de sus mandamientos.

Nadie tiene un amor mayor que éste: que uno dé su vida por sus amigos. (Juan 15:13).

Proverbios 17:17

Los hijos de Dios aman verdaderamente con el corazón más puro. Por eso, los amigos se apoyan en las dificultades.

En todo tiempo ama el amigo y el hermano nace para tiempo de angustia. (Proverbios 17:17).

Proverbios 18:24

El evangelio nos enseña que el valor de la amistad reside en la solidaridad y empatía hacia nuestros semejantes.

El hombre de muchos amigos se arruina, pero hay amigo más unido que un hermano. (Proverbios 18:24).

Salmos 133:1

Cuando sientas dificultades, clama a Dios, nuestro padre y amigo, para que te socorra en los tiempos de tribulaciones.

Considera y respóndeme, oh Señor, Dios mío, ilumina mis ojos, no sea que duerma el sueño de la muerte, no sea que mi enemigo diga: Lo he vencido; y mis adversarios se regocijen cuando yo sea sacudido. (Salmos 133:1).

Eclesiastés 4:10

El Señor nos enseña con sus palabras en la biblia que siempre hay que apoyar a quien esté en las dificultades, para que seamos buenos hermanos de Cristo.

Porque si uno de ellos cae, el otro levantará a su compañero; pero ¡ay del que cae cuando no hay otro que lo levante! (Eclesiastés 4:10).

Proverbios 17:9

Recuerda que mantener una amistas verdadera con el prójimo, debemos ser honestos, sinceros y leales, para mostrar respeto hacia nosotros mismos, nuestras familias y hermanos de iglesia.

El que cubre una falta busca afecto, pero el que repite el asunto separa a los mejores amigos. (Proverbios 17:9).

1 Juan 4:7

Dios con sus bendiciones, nos enseña el amor por sus hijos. Cuando leas los versículos de amistad, recuerda orar por todos tus amigos.

Amados, amémonos unos a otros, porque el amor es de Dios y todo el que ama es nacido de Dios y conoce a Dios. (1 Juan 4:7).

Mateo 19:19

Nuestro Dios nos concede el mandamiento de la honra a nuestros padres y de edificar amor hacia nuestros semejantes.

Honra a tu padre y a tu madre y amarás a tu prójimo como a ti mismo. (Mateo 19:19).

Proverbios 16:28

Pídele a Dios el don del discernimiento cuando te encuentres en una situación conflictiva entre semejantes. Él atenderá tus súplicas.

El hombre perverso provoca contiendas, y el chismoso separa a los mejores amigos. (Proverbios 16:28).

1 Juan 4:20-21

El amor fraternal que Dios nos enseña es infinito. Recuerda ofrecer apoyo a tu hermano cuando lo necesite.

Si alguno dice: Yo amo a Dios, y aborrece a su hermano, es un mentiroso; porque el que no ama a su hermano, a quien ha visto, no puede amar a Dios a quien no ha visto. Y este mandamiento tenemos de Él: que el que ama a Dios, ame también a su hermano. (1 Juan 4:20-21).

1 Corintios 15:33

El Señor nos dice que con el evangelio que los amigos deben ser buenas influencias para nuestro diario convivir.

No os dejéis engañar: Las malas compañías corrompen las buenas costumbres. (1 Corintios 15:33).

Proverbios 13:20

Cuando estés con tus amigos, sigue los consejos de aquellos que sean sabios para ti y tu familia.

El que anda con sabios será sabio, mas el compañero de los necios sufrirá daño. (Proverbios 13:20).

Proverbios 27:17

Los amigos son para crecer en la adversidad. Dios los envía como ángeles que guían y nos apoyan en el camino.

El hierro con hierro se afila y un hombre aguza a otros. (Proverbios 27:17).

Juan 15:15

Jesús también en nuestro amigo bueno y fiel. Si en algún momento sientes que estás en dificultades clama por su ayuda.

Ya no os llamo siervos, porque el siervo no sabe lo que hace su Señor, pero os he llamado amigos, porque os he dado a conocer todo lo que he oído de mi Padre. Vosotros no me escogisteis a mí, sino que yo os escogí a vosotros, y os designé para que vayáis y deis fruto, y que vuestro fruto permanezca; para que todo lo que pidáis al Padre en mi nombre os lo conceda. (Juan 15:15).

Proverbios 22:11

El amor de nuestro corazón es puro y nuestras palabras deben ser benevolentes. Cuando leas la biblia recuerda que estás pidiendo la gracia y misericordia del Señor.

El que ama la pureza de corazón tiene gracia en sus labios y el rey es su amigo. (Proverbios 22:11).

Proverbios 27:10

Los hijos de Dios mantenemos buenas relaciones con todos los seres humanos cercanos a nuestra vida. La solidaridad y empatía son dones de Dios.

No abandones a tu amigo ni al amigo de tu padre, ni vayas a la casa de tu hermano el día de tu infortunio. Mejor es un vecino cerca que un hermano lejos. (Proverbios 27:10).

Éxodo 33:11

Los pasajes bíblicos son ejemplo de enseñanza. Cuando tengas dificultades con un amigo, recuerda que la clara conversación te ayuda a disipar problemas y rencillas.

Y acostumbrada hablar el Señor con Moisés cara a cara, como habla un hombre con su amigo. Cuando Moisés regresaba al campamento, su joven ayudantes Josué, hijo de Nun no se apartaba de la tienda. Y Moisés dijo al Señor: Mira, tú me dices: Haz subir a este pueblo; pero tú no me has declarado a quién enviarás conmigo. Además has dicho: Te he conocido por tu nombre, y también has hallado gracia ante mis ojos. (Éxodo 33:11).

Gálatas 6:2

Dios permanece en nuestro corazón cuando compartimos las cargas espirituales entre todos sus hijos. La solidaridad y caridad son dones que nos abrigan el corazón cuando los tiempos se tornan difíciles.

Hermanos, aún si alguno es sorprendido en alguna falta, vosotros que sois espirituales, restauradlo en un espíritu de mansedumbre, mirándote a ti mismo, no sea que tú también seas tentado. Llevad los unos las cargas de los otros, y cumplid así la ley de Cristo. (Gálatas 6:2).

Proverbios 12:26

Dios nos enseña el don de la justicia y equidad. Recuerda ser guía para tus amigos de camino, para que no se pierdan en la oscuridad y vivan siempre en la gloria del Señor.

El justo es guía para su prójimo, pero el camino de los impíos los extravía. (Proverbios 12:26).

Proverbios 17:16

Nosotros debemos saber reconocer las manos que nos ayudan, pues su apoyo debe provenir de la misericordia de Dios.

¿De qué sirve el precio en la mano del necio para comprar sabiduría cuando no tiene entendimiento? (Proverbios 17:16).

Los versículos de amistad nos enseñan a edificar afectos sinceros y honestos. Nuestros semejantes también deben amar al Señor, pues él es guía en nuestra vida, porque nos libra de todo pecado que crea impurezas en nuestro corazón.