20 Versículos Bíblicos para Novios Cristianos

Última Actualización: 06/05/2021

Los novios cristianos con su amor tienen la intención firme de conocer a Dios durante su etapa de relación, porque tienen sueños de conocer a la pareja que los acompañará toda su vida.

En el noviazgo es importante tener fe en Cristo, mantener viva la llama de la esperanza, formarse para el matrimonio y ser un buen hijo de nuestra iglesia, pues el compromiso con nuestro novio o novia y nuestras familias nos fortalece en la vida.

Versículos para los novios cristianos

Queremos explicarte los citas bíblicas para novios cristianos porque sabemos que el matrimonio será uno de los eventos más importantes de tu vida.

Proverbios 10:12

El amor brota de tu corazón y es él quien sana todas tus heridas e imperfecciones. Lo contrario te provoca intranquilidad.

El odio suscita rencillas, pero el amor cubre todas las transgresiones. (Proverbios 10:12).

Cantares 1:2

La unión de dos almas y dos cuerpos es sagrada para el Señor, por eso él bendice nuestro noviazgo cuando seguimos sus mandamientos.

¡Que me bese con los besos de su boca! Porque mejores son tus amores que el vino. Tus ungüentos tienen olor agradable, tu nombre es como ungüento purificado, por eso te aman las doncellas (Cantares 1:2).

Pedro 4:8

El cuidado, admiración, confianza y respeto son bases sólidas para la relación de los futuros esposos. El amor nos mantiene libres del pecado.

Sobre todo, sed fervientes en vuestro amor los unos por los otros, pues el amor cubre multitud de pecados. (Pedro 4:8).

1 Corintios 13:4-7

La pureza del amor está basada en la paciencia, la bondad y se regocija con la verdad. Además, recuerda que no busca la injusticia.

El amor es paciente, es bondadoso; el amor no tiene envidia; el amor no es jactancioso, no es arrogante; no se porta indecorosamente; no busca lo suyo, no se irrita, no toma en cuenta el mal recibido; no regocija de la injusticia, sino que se alegra con la verdad; todo lo sufre, todo lo cree, todo lo espera, todo lo soporta (1 Corintios 13:4-7).

Mateo 19:6

Cuando los novios cristianos se consagran en sagrado matrimonio, pasan a ser uno solo. Lo que Dios une, nadie lo rompe.

Por consiguiente, ya no son dos, sino una sola carne. Por tanto, lo que Dios ha unido, ningún hombre lo separe (Mateo 19:6).

Cantares 1:16

Dios nos orienta con sus palabras en la biblia para germinar la admiración por nuestro novio y futuro esposo y a cultivar la paz en nuestro hogar.

Cuán hermoso eres, amado mío, y tan placentero. Ciertamente nuestro lecho es de exuberante verdor. (Cantares 1:16).

Ruth 1:16-17

La biblia nos enseña con este versículo la unión de la pareja par para permanecer juntos en su hogar y con su iglesia.

Pero Ruth dijo: No insistas que te deje o que deje de seguirte; porque adonde tú vayas, iré yo, y donde tú mores, moraré. Tu pueblo será mi pueblo, y tu Dios mi Dios. Donde tú mueras, allí moriré y allí seré sepultada. Así haga el Señor conmigo, y aún peor, si algo, excepto la muerte, nos separa. (Ruth 1:16-17).

1 Juan 4:18

El Señor nos enseña a todos sus hijos el amor a Él, a nosotros mismos y a nuestros hermanos. Este sentimiento nos mueve hacia su clemencia.

Amados, amémonos unos a otros, porque el amor es de Dios, y todo el que ama es nacido de Dios y conoce a Dios. El que no ama no conoce a Dios, porque Dios es amor. (1 Juan 4:18).

Cantares 2:16

La infinitud del amor es recíproco, porque con la paciencia crece diariamente en nuestros corazones. El novio y la novia se respetan mutuamente.

Mi amado es mío, y yo soy suya; él apacienta su rebaño entre los lirios. Hasta que sople la brisa del día y huyan las sombras, vuelve, amado mío y sé semejante a una gacela o a un cervatillo sobre los montes de Beter. (Cantares 2:16).

Eclesiastés 4:9

Al momento de enfrentar situaciones difíciles, tu compañero o compañera estará contigo apoyándote en nombre del Señor.

Porque si uno de ellos cae, el otro levantará a su compañero; pero ¡ay del que cae cuando no hay otro que lo levante! (Eclesiastés 4:9).

Juan 15:12

Recuerda los mandamientos del Señor. Uno de los más importantes es amarnos al novio, esposo, familia, amigos y prójimo.

Este es mi mandamiento: que os améis los unos a los otros, así como yo os he amado. (Juan 15:12).

Romanos 12:9-10

El amor es desinteresado y sincero y rechaza la maldad en los corazones. El Señor nos enseña el amor fraternal y la honra entre los novios cristianos.

El amor sea sin hipocresía; aborreciendo lo malo, aplicándoos a lo bueno. Sed afectuosos unos con otros con amor fraternal; con honra, daos preferencia unos a otros; no seáis perezosos en lo que requiere diligencia, fervientes en espíritu, sirviendo al Señor. (Romanos 12:9-10).

2 Corintios 8:7

Dios nos guía para la abundancia del amor mediante la práctica de nuestra fe y la confianza en su palabra.

Mas así como vosotros abundáis en todo: en fe, en palabra, en conocimiento, en toda solicitud, y en el amor que hemos inspirado en vosotros, ved que también abundéis en esta obra de gracia (2 Corintios 8:7).

1 Tesalonicenses 3:12

El señor bendice a sus hijos con la prosperidad para los novios, futuros esposos y para toda su familia.

Y que el Señor os haga crecer y abundar en amor unos para con otros, y para con todos, como también nosotros lo hacemos para con vosotros (1 Tesalonicenses 3:12).

Cantares 4:9

El novio y la novia cristianos son hermanos por el amor a Cristo que los sostiene y bendice su relación.

Has cautivado mi corazón, hermana mía, esposa mía; has cautivado mi corazón con una sola mirada de tus ojos, con una sola hebra de tu collar. (Cantares 4:9).

Filipenses 1:9-11

La oración a nuestro Dios hará crecer en abundancia el amor y la honra de los novios y futuros esposos.

Y esto pido en oración que vuestro amor abunde aún más y más en conocimiento verdadero y en todo discernimiento a fin de que escojáis lo mejor, para que seáis puros e irreprensibles para el día de Cristo llenos de fruto de justicia que es por medios de Jesucristo, para la gloria y alabanza de Dios. (Filipenses 1:9-11).

Cantares 8:6-7

La llama del amor y la fe mantienen fuerte el amor de los novios y esposos cristianos en las situaciones adversas.

Ponme como sello sobre tu corazón, como sello sobre tu brazo, porque fuerte como la muerte es el amor, inexorable como el Seol, los celos; sus destellos, destellos de fuego, la llama misma del Señor. Las muchas aguas no pueden extinguir el amor, ni los ríos lo anegarán; si el hombre diera todos los bienes de su casa por amor, de cierto lo menospreciarían (Cantares 8:6-7).

Filipenses 2:2

Una pareja de Cristo trabaja con los mismos objetivos y con la gracia divina de nuestro Señor.

Haced completo mi gozo, siendo del mismo sentir, conservando el mismo amor, unidos en espíritu, dedicados a un mismo propósito. (Filipenses 2:2).

Efesios 5:25

Novios ama a tu novia quien luego será tu fiel esposa como Cristo nos amó a nosotros.

Maridos, amad a vuestras mujeres, así como Cristo amó a la iglesia y se dio a sí mismo por ella para santificarla, habiéndola purificado por el lavamiento del agua con la palabra. (Efesios 5:25).

Cantares 4:7

Dios engrandece a la mujer con su belleza y su gracia. El buen novio cristiano respeta su amor.

Toda tú eres hermosa, amada mía y no hay defecto en ti. (Cantares 4:7).

Juntos los novios cristianos leen las palabras de Dios para la construcción de su vida que será bendecida con la gracia, clemencia y misericordia del Señor.